Notice: WP_Scripts::localize ha sido llamada de forma incorrecta. El parámetro $l10n debe ser un array. Para pasar datos arbitrarios a los scripts, usa en su lugar la función wp_add_inline_script(). Por favor, visita Depuración en WordPress para más información. (Este mensaje fue añadido en la versión 5.7.0). in /home/244467.cloudwaysapps.com/trbmcqmwfr/public_html/wp-includes/functions.php on line 5313

"Descarga (gratis) tu Ebook + Audio y aprende a usar el poder de visualizar tus metas y sueños"

Muchas veces hemos escuchado de la importancia de tener claras nuestras metas y quizás has oído hablar del método SMART, que nos recomienda que estas sean Especificas (S), Medibles (M), Alcanzables (A), Realísticas (R), con Tiempo Límite (T), y esto es sin duda, un método maravilloso que nos permite enfocarnos en alcanzar nuestros objetivos y tareas a corto plazo, como: contactar a nuevos clientes cada 15 días, aumentar las ventas de mi producto un 5% cada mes, disminuir los costos operacionales de mi empresa un 10% los próximos 6 meses, etc. Estas metas son muy importantes, pero no es de ellas que quiero hablarte hoy.

Hoy quiero hablarte de la importancia de establecerte objetivos más grandes, de aquellos que realmente te permitirán subir al siguiente nivel de tu vida personal o profesional, aquellos que te permitirán alcanzar y lograr eso que realmente deseas y sueñas para tu vida, negocio o empresa. Estos son OBJETIVOS ESTRATÉGICOS, que tienen un sentido profundo más allá de tu día a día y que te permiten tener una visión a largo plazo. Requiere que mires hacia el futuro, dónde quieres estar en 3-5-10 años y analizar el camino que deberás recorrer para llegar allá.

Piensa en Steve Jobs , por ejemplo, cuando él tuvo la idea de desarrollar el primer IPOD , no estaba detrás de una meta Smart, estaba detrás de algo mucho más grande, más complejo, en la que requería utilizar toda su creatividad, inteligencia y energía.

Hay 2 claves fundamentales que te permitirán establecerte verdaderos objetivos estratégicos, estas son IMPACTO y COMPROMISO.

Piensa en tu objetivo y reflexiona sobre qué IMPACTO tendría en tu propia vida, tu familia, tu empresa o tu comunidad el que realmente logres cumplir tu objetivo. Mientras más positivo e importante sea el impacto que tendrás, eso será una señal que posiblemente esta sea un buen objetivo para ti y el segundo es COMPROMISO, piensa en un objetivo que te apasione tanto perseguir que aun cuando se presenten dificultades (porque de seguro las habrá) puedas mantenerte enganchada a él.

Te animo hoy a tomarte un tiempo para ti y reflexionar sobre qué objetivos estratégicos quieren que sean los faros que guíen tu vida. Te aseguro que una vez que los definas, tu vida nunca será la misma.

¡Por tú exito y tu felicidad!